icon

Más cerca del coronavirus endémico que de volver a la "normalidad"

El virus está presente prácticamente en todo el mundo. Erradicarlo es una meta que se aleja con la demora de las vacunas y el surgimiento de mutaciones de mayor propagación. 

Solo el 13% de los alemanes cree que recuperara la normalidad en el 2021.

La OMS considera que la COVID-19 podría convertirse en una enfermedad endémica y no ser erradicada en los próximos años.

Más que asegurar la "inmunidad de rebaño", las vacunas desarrolladas hasta el momento ayudan a reducir la mortalidad y el impacto social.

Una enfermedad endémica


El coronavirus podría convertirse en una enfermedad endémica, de acuerdo a Michael Ryan, director ejecutivo del Programa de Emergencias Sanitarias de la Organización Mundial de la Salud.


Bajo esta categoría, se convertiría en una patología estacionaria ya sea en una población o en un lugar determinado, durante períodos prolongados de tiempo. Tal es el caso de la malaria, el dengue o la fiebre amarilla. 


"Siempre existe el riesgo de que esta o aquella enfermedad se vuelva endémica", explicó ayer el vocero de la OMS. La erradicación de la COVID-19 es prácticamente imposible dado que está presente "en casi todos los países del mundo".  


Ante esto, la vacuna "no será suficiente para detener la transmisión" del virus dado que continuamente muta y forja variantes más trasmisibles y resistentes. 


Ryan demostró que la única enfermedad que se logró erradicar fue la viruela, por lo que tal fin se logrará solo con la disponibilidad de la vacuna en todos los países.


Hasta el momento, las vacunas ayudan a que reduzca la tasa de mortalidad y el impacto social en los sectores más vulnerables. Pero no aseguran una pronta "inmunidad de rebaño".


 

Lejos de la “inmunidad de rebaño” y de la “normalidad”


El caso de Alemania ejemplifica un panorama mundial. En diciembre pasado, el 18% de los encuestados creía que en el 2021 se recuperaría la normalidad pre pandémica.  


Pero los datos actualizados demuestran que, al día de hoy, solo el 13% tiene tal expectativaEl porcentaje restante, considera que habrá más restricciones relacionadas con al coronavirus hasta fines del 2021. 


Incluso, en Alemania, el 68% de los encuestados cree que la crisis actual es la más grande desde el final de la Segunda Guerra Mundial.  


Esta opinión también se vincula a la frustración de las vacunas, ya que a un mes del comienzo de la vacunación, solo el 2% de los alemanes fueron inoculados con la primera dosis (1,6 millones de personas). La segunda se administró a aproximadamente 283 mil personas.  


Además, es inminente un cierre de aeropuertos y el establecimiento de controles más estrictos en las fronteras.