icon

Las variantes sudafricanas de Covid no serían susceptibles a las vacunas


Estudios publicados el martes por la noche demuestran que las mutaciones de la cepa B.1.351 la hacen menos susceptible a los anticuerpos creados por la infección natural y por las vacunas fabricadas por Pfizer-BioNTech y Moderna.

Todos los virus mutan y no es extraño que algunas de esas mutaciones eludan las defensas inmunitarias del organismo.

La variante más contagiosa que ha aparecido en Gran Bretaña no contiene mutaciones no susceptibles a vacunas.

Los ensayos de las vacunas de Novavax y Johnson & Johnson en Sudáfrica proporcionarán más datos acerca de la efectividad de las vacunas contra la nueva variante. Se esperan los resultados en las próximas semanas.

Las nuevas variantes de coronavirus que aparecieron en Reino Unido, Brasil, Estados Unidos y Sudáfrica generaron preocupación por la efectividad de las vacunas. Hasta ahora se creía que seguirían funcionandopero dos nuevos estudios divulgados por el New York Times postulan lo contrario.  


Las vacunas trabajan estimulando la producción de anticuerpos y era esperable que, con el tiempo, el Sars-cov-2 mute hasta lograr evadirlos. Sin embargo, se creía que esa etapa llegaría mucho más adelante y daría tiempo a la población mundial a estabilizarse tras la pandemia. 


Las recientes investigaciones se realizaron con muestras de sangre de pacientes sudafricanos, aunque aún no han sido revisada por pares. Con todo, los expertos acordaron que los hallazgos plantean dos problemas inquietantes. 


En primer lugar, quienes ya atravesaron la enfermedad podrían infectarse nuevamente con la B.1.351 y, seguidamente, las vacunas no serían o serían muy poco efectivas.


Particularmente, la variante sudafricana sería menos susceptible a las vacunas de Pfizer-BioNTech y Moderna. Esto sugirieron científicos en una conferencia de prensa el sábado pasado al revelar que, de 44 curados de coronavirus, el suero de 21 de ellos no destruyó el virus.


El segundo estudio en cuestión, analizó muestras de 14 personas que habían recibido la vacuna Moderna y 6 que habían recibido la de Pfizer-BioNTechLos investigadores vieron una leve disminución en la actividad de los anticuerpos dirigidos contra virus modificados genéticamente con 3 de las mutaciones clave en la variante identificada en Sudáfrica.  


No obstante, la noticia no debe generar pánico dado que, incluso si la efectividad de los anticuerpos se redujera 10 veces, las vacunas seguirían siendo bastante efectivas, dijo Jesse Bloom, biólogo evolutivo del Centro de Investigación del Cáncer Fred Hutchinson en Seattle a NYT. 


Ahora se esperan los ensayos de las vacunas de Novavax y Johnson & Johnson en Sudáfrica que se publicarán en las próximas semanas. Con estos resultados se podrá descubrir el rendimiento de las vacunas frente a la nueva variante allí. 


Con todo, si los infectados aún pueden transmitir el virus a otras personas que no están inmunizadas, la COVID-19 seguirá siendo un problema sanitario global y continuará cobrando vidas. 


Por eso, la mejor estrategia sigue siendo prevenir la aparición de nuevas mutaciones y variantes por completo a través de las medidas de distanciamiento, restricciones de circulación e higiene.