icon

Kim vs. Kayne o la guerra entre los egos y la familia unida

A pesar de sus esfuerzos por transmitir mensajes de amor y familia, Kim Kardashian y Kayne West se divorciarían por diferencias que no pudieron resolver ni con terapia. Ya han estado separado durante meses, él pasando mucho tiempo en su casa de Wyoming y ella en Calabasas con los niños. De hecho, Kim estaba lista para terminar el matrimonio en un momento, pero fue en ese momento fue cuando Kanye estaba pasando por un episodio bipolar grave y sintió que era cruel hacerlo cuando no estaba bien.

Kim Kardashian y Kayne West estarían en camino a un divorcio. Si bien no hay terceros en discordia, esta decisión estaría basada en diferencias en cuanto a estilo de vida hasta de política. Ya han estado separado durante meses, él pasando mucho tiempo en su casa de Wyoming y ella en Calabasas con los niños.

La pareja había comenzado a salir en 2012 antes de casarse en una ceremonia opulenta en Italia en 2014. Aunque han sido una de las parejas más famosas del mundo durante todo su matrimonio, durante mucho tiempo han soportado discusiones y momentos difíciles, muchas de ellas vinculadas a las propias batallas de salud mental de West.

Kim Kardashian y Kayne West tienen cuatro hijos: North (nacido en 2013), Saint (nacido en 2015), Chicago (nacido en 2018) y Psalm (nacido en 2019).

Según fuentes de Page Six y TMZ, Kim Kardashian y Kayne West estarían en camino a un divorcio. Si bien no hay terceros en discordia, esta decisión estaría basada en diferencias en cuanto a estilo de vida hasta de política. Ya han estado separado durante meses, él pasando mucho tiempo en su casa de Wyoming y ella en Calabasas con los niños.

La pareja había comenzado a salir en 2012 antes de casarse en una ceremonia opulenta en Italia en 2014, y ellos tienen cuatro hijos: North (nacido en 2013), Saint (nacido en 2015), Chicago (nacido en 2018) y Psalm (nacido en 2019).

Kardashian ya tiene abogada

Se conoció que Kardashian contrató a Laura Wasser, la poderosa abogada de divorcios que anteriormente representó a Angelina Jolie, Heidi Klum y a la propia Kardashian durante su divorcio de Kris Humphries en 2011.

El matrimonio atravesó serios problemas durante la última mitad de 2020. De hecho, Kim estaba lista para terminar el matrimonio en un momento, pero fue en ese momento fue cuando Kanye estaba pasando por un episodio bipolar grave y sintió que era cruel hacerlo cuando no estaba bien.

Aunque han sido una de las parejas más famosas del mundo durante todo su matrimonio, durante mucho tiempo han soportado discusiones y momentos difíciles, muchas de ellas vinculadas a las propias batallas de salud mental de West. Los rumores de divorcio aumentaron en 2016, después de que West fue hospitalizado por agotamiento, con informes de su médico de "psicosis temporal debido a la falta de sueño y la deshidratación". Los rumores de problemas en su matrimonio, una relación sin pasión y su frustración con las acciones de su esposo se publicaron. 

Cuando Kardashian regresó a las redes sociales en enero, ella trató de combatir de manera no tan sutil estos rumores con mensajes de amor familiar y unión en sus publicaciones. Su primera publicación en Instagram después de tanto silencio fue titulada exactamente así: "Familia". A pesar de estos esfuerzos por los hijos que tienen en común, terapia y reflexión, todo indica lamentablemente que se divorciarían tras siete años de matrimonio.