icon

Milagro en Doha porque el Talibán firma un acuerdo de paz en Afganistán

Representantes del gobierno afgano y de los talibanes dijeron en Doha (Catar) que habían llegado a un acuerdo preliminar para avanzar en conversaciones de paz. Se trata de su 1er. acuerdo escrito en 19 años de guerra, informó Al Jazeera. El acuerdo establece el camino a seguir para que los negociadores escalen más allá de un alto el fuego.

Líderes talibanes. Los talibanes (en pastún, «estudiantes»)​ son una facción política-paramilitar fundamentalista islámica sunní de Afganistán. Fundado por veteranos de la guerra de Afganistán contra la invasión de la exUnión Soviética, el movimiento talibán sigue una doctrina islámica basada en interpretaciones estrictas, con el fin de combatir el «libertinaje», de las sociedades occidentales. Gobernó el país desde 1996 hasta 2001. Se ha reagrupado desde 2002. Es una confederación tribal que según USA tiene su sede se encuentra en o cerca de Quetta, Pakistán, y recibe apoyo de Pakistán e Irán, aunque estos lo niegan.

El acuerdo de los diversos líderes afganos alcanzado en Doha (Catar) establece el camino a seguir para una mayor discusión, pero se considera un gran avance porque permitirá a los negociadores pasar a cuestiones más sustantivas, incluidas las conversaciones sobre un alto el fuego.

"El procedimiento, incluido el preámbulo de la negociación, ha sido finalizado y, a partir de ahora, la negociación comenzará en la agenda", dijo a Reuters Nader Nadery, miembro del equipo negociador del gobierno afgano.

El portavoz de los talibanes lo confirmó en Twitter.

“Se encomendó a un comité de trabajo conjunto la tarea de preparar el borrador de los temas para la agenda (de las conversaciones de paz)”, dijo una declaración conjunta de ambas partes.

El portavoz del presidente afgano Ashraf Ghani, Sediq Sediqqi, dijo en Twitter, citando al líder afgano: "(El acuerdo) es un paso adelante hacia el inicio de las negociaciones sobre los temas principales, incluido un alto el fuego integral como la demanda clave del pueblo afgano".

El secretario de Estado de USA, Mike Pompeo, felicitó a las 2 partes por su "perseverancia y voluntad de encontrar puntos en común" y agregó que USA "trabajará duro con todas las partes en pos de una reducción seria de la violencia y el alto el fuego".

El representante especial de USA para la reconciliación afgana, Zalmay Khalilzad, dijo que las dos partes acordaron un "acuerdo de tres páginas que codifica las reglas y procedimientos para sus negociaciones sobre una hoja de ruta política y un alto el fuego completo".

'Trampolín hacia la paz'

El acuerdo llega tras meses de discusiones en Doha, la capital de Qatar, en negociaciones alentadas por USA. En Afganistán, las 2 partes todavía están en guerra, y los ataques de los talibanes contra las fuerzas gubernamentales continúan sin cesar.

Los talibanes se han negado a aceptar un alto el fuego durante las etapas preliminares de las conversaciones, a pesar de los llamamientos de las capitales occidentales y organismos mundiales, diciendo que solo se abordará cuando se acuerde el camino a seguir.

La enviada de las Naciones Unidas para Afganistán, Deborah Lyons, dio la bienvenida al "desarrollo positivo" en Twitter, y agregó que "este avance debería ser un trampolín para alcanzar la paz deseada por todos los afganos".

En noviembre, un acuerdo alcanzado entre los talibanes y los negociadores del gobierno se retrasó en el último minuto después de que los talibanes se opusieran al preámbulo del documento porque mencionaba al gobierno afgano por su nombre.

Los talibanes se negaron a referirse al equipo negociador afgano como representantes del gobierno afgano, ya que cuestionan la legitimidad de la administración dirigida por el presidente Ashraf Ghani.

Un diplomático de la Unión Europea familiarizado con el proceso dijo a Reuters que ambas partes habían dejado algunos temas polémicos para tratar por separado.

“Ambas partes también saben que las potencias occidentales están perdiendo la paciencia y la ayuda ha sido condicional… por eso ambas partes saben que tienen que avanzar para mostrar algún progreso”, dijo el diplomático, solicitando el anonimato.

Pakistán

En un comunicado el miércoles, el Ministerio de Relaciones Exteriores de Pakistán acogió con satisfacción el acuerdo y dijo que era "otro importante paso adelante".

“El acuerdo refleja una determinación común de las partes de asegurar un acuerdo negociado. Es un avance importante que contribuye a un resultado exitoso de las negociaciones intra-afganas, que todos esperamos ”, dijo.

Los talibanes fueron expulsados ​​del poder en 2001 por las fuerzas dirigidas por Estados Unidos. Un gobierno respaldado por Estados Unidos ha ocupado el poder en Afganistán desde entonces, aunque los talibanes tienen control sobre amplias áreas del país.

Según un acuerdo de febrero, las fuerzas extranjeras abandonarán Afganistán para mayo de 2021 a cambio de garantías de seguridad de los talibanes.

El presidente de USA, Donald Trump, ha buscado acelerar la retirada, a pesar de las críticas, diciendo que quería ver a todos los soldados estadounidenses en casa antes de Navidad para poner fin a la guerra más larga de Estados Unidos.

Desde entonces, la administración Trump anunció que habría una fuerte reducción en enero, pero al menos 2.500 soldados permanecerían más allá de esa fecha.

El ministro de Relaciones Exteriores de Alemania, Heiko Maas, advirtió a la OTAN contra la retirada de tropas prematuramente y dijo que debería "garantizar que vinculamos las reducciones adicionales de tropas en Afganistán a condiciones claras".