10 + leídas del dia


icon

La inflación no es el único dato del INDEC que asusta

Cada vez que el INDEC revela cuánto necesita una familia para no ser pobre o indigente, pareciera que ese límite se acercara más y más, si es que ya no estamos por debajo de la línea. Según los últimos datos, una familia necesita casi $50.000 para no caer en la pobreza. En los últimos doce meses, el costo de la CBA avanzó 45,8% y la CBT 40%.

Según el INDEC una familia necesitó contar con ingresos por $ 49.911,60 para no caer debajo de la línea de la pobreza. Sin duda, este dato es uno de los más temidos, junto con el de la inflación. Foto: NA

Ya no son 45.000 pesos que necesita una familia para no ser pobre.

En octubre, la Canasta Básica Total (CBT) se incrementó 5,7% y ahora una familia tipo (2 adultos y 2 menores) requiere $49.911,60 para no caer debajo de la línea de la pobreza.

Si lo redondeamos: $50.000.

Son datos del Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (INDEC) que junto con la inflación, es uno de los valores más temidos.

Lo mismo pasa con la Canasta Básica Alimentaria (CBA).

En octubre registró un incremento de 6,6%, lo que determina que el mismo grupo familiar necesite percibir ingresos por $20.710,20 para no ser indigentes.

Según el INDEC, en los primeros diez meses del año la CBT acumuló un aumentó de 28,1%, mientras que la CBA subió 32,9%.

Pero, en los últimos doce meses, el costo de la CBA avanzó 45,8% y la CBT 40%.

Y eso que todavía siguen congeladas las tarifas de los servicios públicos.

Ahora bien, en octubre, lo que más subió de precio fue la división Alimentos y bebidas no alcohólicas, sobre todo en verduras, tubérculos y legumbres; frutas; y aceites, grasas y manteca.

Será mejor estar preparados para diciembre.