icon

Qué se sabe de Cluster 5, la mutación que pondría en riesgo las vacunas

La Organización Mundial de la Salud denominó Cluster 5 a la nueva cepa de Sars-coV-2 que apareció en las granjas de visones en Dinamarca. Frente al problema, el gobierno danés sacrifica millones de ejemplares por prevención. 

Los visones son especies criadas para utilizar sus pieles y convertirlas en prendas de ropa. En la pandemia varios países decidieron sacrificar millones de ejemplares porque trasmiten la COVID-19 y hay peligro de que impulsen mutaciones desconocidas.

Los visones son animales muy susceptibles a contraer y trasmitir el virus Sars-coV-2. Así lo evidenció una granja en La Puebla de Valverde (España), por ejemplo, donde se creó un foco de infección desde el que se propagó la enfermedad a las comunidades. Tras aquel hecho, las autoridades decidieron eliminar 100 mil ejemplares.

Una situación similar sucede en Dinamarca que, aunque es el primer exportador de pieles de este animal, decidió exterminar entre 15 y 17 millones de visones luego de advertir que 12 personas habían contraído una mutación de coronavirus aparentemente surgida en aquellas granjas. 

De acuerdo a la Organización Mundial de la Salud, desde junio se identificaron 214 casos de COVID-19 en Dinamarca con variantes del SARS-CoV-2 asociadas con visones de cría. Dentro de este registro se incluyen aquellos 12 casos con una variante única, notificados el 5 de noviembre. 

Ocho de ellos tenían vínculos con la industria de visones y cuatro casos eran de la comunidad local. Todos fueron identificados en septiembre al norte de Jutlandia.

La OMS comunicó que por el momento el cuadro clínico, la gravedad y la transmisión entre los infectados son similares a las de otros virus del SARS-CoV-2 circulantes. 

Sin embargo, esta variante denominada Cluster 5 tiene mutaciones que no se habían observado previamente. Las implicancias de esta evidencia aún no están especificadas, pero los análisis preliminares indican que podría ser menos sensible a los anticuerpos neutralizantes. 

"Se requieren más estudios científicos y de laboratorio para verificar los hallazgos preliminares informados y para comprender las posibles implicaciones de este hallazgo en términos de diagnóstico, terapéutica y vacunas en desarrollo. Mientras tanto, las autoridades danesas están tomando medidas para limitar la propagación de esta variante del virus entre visones y poblaciones humanas", aseguró la OMS en un comunicado.

La COVID-19 se transmite predominantemente entre personas a través de gotitas respiratorias y contacto cercano, pero también hay ejemplos de transmisión entre humanos y animales como visones, perros, gatos domésticos, leones y tigres.

A medida que los virus se mueven entre poblaciones humanas y animales, pueden mutar genéticamente. Estas alteraciones se visualizan a través de la secuenciación del genoma completo y luego se pueden observar las implicancias para la salud humana. 

Hasta la fecha, Dinamarca, Países Bajos, España, Suecia, Italia y los Estados Unidos de América, han notificado SARS-CoV-2 en visones de cría a la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE).