icon

Segundas olas: el virus es más contagioso pero no más grave

Investigadores estadounidenses descubrieron una diferencia entre la cepas de la primer y segunda ola en Houston. Llamaron a las más nueva D614G y fue descubierta tras analizar a más de 5 mil personas.

El nuevo estudio sirve para comprender el origen, la composición y la trayectoria de futuras olas de COVID-19 y para evaluar la efectividad de nuevos tratamientos.

Un equipo de 25 científicos publicó el primer estudio que analiza en una misma región cepas diferentes de coronavirus que causaron dos olas de infecciones desde el inicio de la pandemia.  


Bajo la dirección del doctor Ilya Finkelstein, hicieron un seguimiento del SARS-CoV-2 en el área metropolitana de Houston pero los resultados sirven para entender segundas olas que comenzaron a gestarse alrededor del mundo.  


Tras analizar más de 5 mil pacientes descubrieron que una nueva versión del virus era altamente más contagiosa e infecciosa.  


En el abstract del estudio publicado en el portal científico MBio se explica que “Prácticamente todas las cepas de la segunda ola tienen un reemplazo de aminoácidos Gly614 en la proteína de pico, un polimorfismo que se ha relacionado con una mayor transmisión e infectividad”.  


Sin embargo, no encontraron asociaciones entre la nueva cepa y la gravedad de la enfermedad, según explica la investigación. 


“Encontramos poca evidencia de una relación significativa entre el genotipo del virus y la virulencia alterada, destacando el vínculo entre la gravedad de la enfermedad, las condiciones médicas subyacentes y la genética del huésped”. 


Las conclusiones no solo sirven para comprender el origen, la composición y la trayectoria de futuras olas de infección sino también la respuesta inmune tras determinadas maniobras terapéuticas.