icon

3 'colaboradores eficaces' dicen que el Presidente de Perú cobró pero él dice que no

El presidente de Perú, Martín Vizcarra, ha sido señalado por 3 aspirantes a 'colaboradores eficaces' (delatores premiados) por su supuesta implicación en el caso ‘Club de la Construcción’, en la que el actual jefe del Estado habría participado a cambio de una serie de contratos públicos para la construcción de un hospital, cuando él era gobernador de Moquegua. 

El presidente Martín Vizcarra dice que las acusaciones son por venganza ya que no aceptó condicionamientos de opositores.

Aclaremos de qué trata la 'colaboración eficaz' en Perú: Es delación premiada, tal como funcionó en el Lava Jato de Brasil. Es un intercambio de información relevante a cambio de una mejora en la pena merecida legalmente. La información la proporciona una persona que ha cometido un delito grave, generalmente
propio de la criminalidad organizada (o sea que es un delincuente, nunca un inocente) y el beneficio que otorga el Estado consiste siempre en una variación de la pena, y no en una exculpación tal como si el delito no hubiera sido cometido.

La negativa

El presidente Martín Vizcarra aseguró este domingo 18/10 que no ha recibido “ningún soborno” por obra alguna en “el Perú y en el mundo”. Esto al responder en el programa “Cuarto Poder” en torno a versiones de aspirantes a colaboradores eficaces del equipo especial Lava Jato que dan cuenta de presuntos pagos ilícitos en obras del Gobierno Regional de Moquegua cuando él encabezó esta entidad (2011-2014).

Explicó que existen “muchos intereses” que buscan “desestabilizar su Gobierno” para que deje el cargo para evitar que las Elecciones Generales del 2021 se produzcan en el mes de abril.

“No he recibido ningún soborno por ninguna obra ni en Moquegua ni en ninguna parte del Perú ni del mundo”, sostuvo en diálogo con el citado dominical.

“Lo que quieren es desestabilizar el Gobierno [...] hay un esfuerzo político y económico para sacar a Vizcarra del Gobierno, porque quisieran incluso que las elecciones no sean en abril y eso es lo riesgoso, eso es lo que no está viendo la gente”, señaló.

Vizcarra recordó que agrupaciones del Legislativo le han pedido que posponga las elecciones, pero se abstuvo de decir qué bancadas fueron, debido a que los comicios ya están convocados.

“A mí me han pedido fuerzas del Congreso. [¿Cuáles?] Ahora ya están las elecciones convocadas, ya están convocadas y se van a realizar elecciones transparentes”, señaló.

El mandatario consideró que los ataques en su contra se producen por no haberse “alineado” al “status-quo” y haberse “rebelado” en contra de diversos intereses. Se mostró dispuesto, en ese sentido, de “enfrentar cualquier denuncia y seguir adelante” en la lucha contra la corrupción.

“Lo que quieren hacer es una lección, es decirme: 'mira, tú no te alineaste con el status quo, tú no te alineaste, tú te revelaste. Yo cambié eso. Hemos sacado la ley antimonopolio, hemos sacado leyes para sincerar el pago de impuestos y evitar la prescripción de los mismos [...] Estamos cambiando el status quo y hay gente a la que no le conviene y quieren dar una lección”, manifestó.

La acusación

La declaración de 3 personas que quieren acceder al beneficio de 'colaboradores eficaces' se une a la de otro testigo, un antiguo alto ejecutivo de la constructora Obrainsa, vinculada a Odebrecht, quien aseguró que Vizcarra habría recibido 1 millón de soles (cerca de US$ 250.000), de parte de la compañía para lograr un proyecto de irrigación en 2013.

Uno de estos aspirantes a colaborador ha señalado que para la construcción del Hospital de Moquegua un representante de Vizcarra les hizo llegar que el ahora Presidente de Perú “solicitaba aproximadamente 1,3 millón de soles para proceder a dar la aprobación a la oferta presentada y que si no se aceptaba no daría su conformidad para firmar el contrato”, informa el diario peruano ‘El Comercio’.

Esa persona afirma que habría ocupado la titularidad de uno de los ministerios durante el Gobierno de Pedro Pablo Kuczynski (2016-2018), quien también está siendo investigado por el equipo especial de Lava Jato.

De acuerdo con estas personas, “se vieron obligados a acceder al pedido con la finalidad de no perder el contrato”, que finalmente fue aprobado el 18/12/2013 y cuyas obras debieron finalizar en un plazo de 530 días, aunque el hospital no fue inaugurado hasta noviembre de 2019.

La semana pasada, el equipo especial de fiscales del caso Lava Jato en Perú, solicitó a la fiscal general, Zoraida Ávalos, que le permita investigar al presidente Martín Vizcarra, por su supuesta implicación en esta red de sobornos cuando era gobernador de Moquegua entre 2011 y 2014.