icon

Preocupa en la Deep Web el rumor de que USA rastrea los Monero

Dmitriy Karasavidi y Danil Potekhin se han convertido en los nombres más nuevos en la lista de ciudadanos rusos sancionados. Según el anuncio del Tesoro estadounidense, ellos 2 diseñaron una campaña de phishing dirigida a electores estadounidenses en 2017 y 2018. La información de Karasavidi incluye una dirección de Monero. La pregunta es: ¿Puede el Tesoro realmente rastrear las transacciones de esa billetera o llegó al dato de otra manera? Muy importante para saberlo porque el monero es el medio de pago de la llamada Deep Web. Hasta donde se sabe, la empresa de inteligencia de criptomonedas CipherTrace rastrea varios cientos de transacciones en criptomonedas analizando las direcciones de las carteras, la información del exchange y los contratos inteligentes, para el Gobierno estadounidense. 

Monero ha sido diseñado específicamente para impedir el análisis de los gobiernos y otros vigilantes.

Monero (XMR) es una criptomoneda de código abierto creada en abril de 2014, que prioriza la privacidad y la descentralización, y se ejecuta en Windows, macOS, Linux, Android y FreeBSD. Hasta ahora se la consideraba 'no rastreable'. ¿Lo es?

El protocolo subyacente CryptoNote en el que se basa Monero fue publicado originalmente por un autor anónimo, bajo el alias Nicolas van Saberhagen, en octubre de 2013. 

Los usuarios necesitan un programa cliente, denominado 'cartera', para interactuar con la red Monero. 

A diferencia de muchas criptomonedas derivadas de Bitcoin, Monero se basa en la función resumen CryptoNight PoW, que procede del protocolo CryptoNote.​ Presenta notables diferencias algorítmicas relativas a la cadenas de bloques para asegurar su privacidad.

Los usuarios de Bitcoin a veces emplean Monero para romper vínculos entre transacciones, convirtiendo primero bitcoins a Monero y luego, dejando pasar un lapso temporal, otra vez a bitcoins, para luego enviarlos a una dirección no relacionada con las direcciones usadas anteriormente.

El caso ruso

Los ciudadanos rusos Dmitriy Karasavidi y Danil Potekhin fueron rastreados por USA.

Ambos tenían varias direcciones de criptomonedas, incluidas Bitcoin (BTC) y Ether (ETH), así como Zcash (ZEC) y Litecoin (LTC). 

La información de Karasavidi incluye una dirección de Monero: 

5be5543ff73456ab9f2d207887e2af87322c651ea1a873c5b25b7ffae456c320.

La investigación es el resultado de una colaboración entre el Tesoro, el Departamento de Seguridad Nacional y el Departamento de Justicia.

El Tesoro actualizó sus capacidades cripto, dirigidas a las billeteras cripto de varios ciudadanos rusos presuntamente involucrados en la interferencia electoral y las campañas de desinformación en USA.

Pero es la primera vez que aparece una dirección XMR.

¿Algo ha cambiado para el universo monero?

Rastreador
 
Las empresas de análisis cripto que tienen contratos con el gobierno estadounidense, tal como Ciphertrace, desarrolla herramientas de rastreo de Monero. Pero hasta ahora no lo habían concretado.

El IRS (Servicio de Impuestos Internos, autoridad tributaria estadounidense) ofrece una recompensa de US$625.000 a cualquiera que pueda descifrar Monero y Lightning Network.

John Jefferies, el analista financiero jefe de CipherTrace, dijo a Cointelegraph que la empresa es capaz de rastrear más de 800 criptomonedas para apoyar las investigaciones de crímenes. 

Se estima que los delitos relacionados con criptomonedas durante la 1ra. mitad de 2020 sumaron US$ 1.400 millones en robos, hackeos y fraude.

Otra vez la pregunta: ¿monero pierde su condición de medio de pago en los dark markets? 

Dave Jevans, director general de CipherTrace, afirma haber desarrollado la primera herramienta para rastrear las transacciones de Monero.

Según Jevans, la herramienta será utilizada por el Departamento de Seguridad Nacional de USA:

"Las herramientas incluyen herramientas de búsqueda, exploración y visualización de transacciones para los flujos de transacciones de Monero que se han integrado en el producto de investigaciones financieras de los inspectores de CipherTrace".

Jefferies explicó que las herramientas permiten rastrear el Monero robado o los utilizados para transacciones ilegales. 

Jefferies mencionó que los casos de ransomware con Monero pueden rastrearse hasta sus fuentes. 

Es decisivo porque, tal como se ha mencionado, los criminales detrás de los ransomware están cambiando de Bitcoin a Monero para proteger mejor sus identidades:

"La herramienta muestra los flujos de transacciones. Al igual que todos los productos CipherTrace, protege la privacidad del usuario al no rastrear las identidades individuales de los usuarios". 

Esperando que Monero aclare

Ahora le toca el turno a Monero responder por su privacidad.

Justin Ehrenhofer, organizador del grupo de trabajo de la comunidad de Monero, afirmó que aún no ha recibido ninguna información específica:

"Decir que tienen un método para ver las transacciones de Monero no significa que ahora sea tan transparente como las transacciones de Bitcoin".

"Sin información específica, cualquier especulación es sólo eso, especulación", añadió.

Ehrenhofer recordó que la principal tecnología detrás de Monero es RingCT: "Esto significa que puedo mirar una red Blockchain en mi computadora y hacer que parezca que estoy gastando los fondos de otras personas sin su participación real". 

Monero hace posible ocultar todas las partes de una transacción, incluyendo el remitente, el receptor y los detalles de la cantidad.

También se dice que las herramientas de vigilancia financiera, tal como las de CipherTrace, violan los derechos de privacidad. 

Alex Gladstein, el director de estrategia de la Human Rights Foundation, una organización sin ánimo de lucro, explicó que proporcionar a los funcionarios del gobierno información sobre las transacciones en criptomonedas permite a los gobiernos espiar los datos de las transacciones financieras de los individuos:

"Me doy cuenta de que tenemos la Ley de Secreto Bancario, pero las transacciones inferiores a US$ 10.000 deben seguir siendo privadas".