icon

Todos los caminos van a Beijing, inclusive los de TikTok

ByteDance Ltd. deberá buscar la aprobación del gobierno chino para vender las operaciones estadounidenses de su aplicación TikTok, según las nuevas restricciones que Beijing impuso a la exportación de tecnologías de inteligencia artificial, anticipó la agencia Bloomberg. Debe recordarse que TikTok negocia tanto con Microsoft / Walmart como con Oracle la venta de sus operaciones en USA, a causa de la amenaza de Donald Trump de bloquear la aplicación.

Sede del Partido Comunista Chino en Zhongnanhai, un complejo de edificios en Beijing, oficina central del PCCh y sede oficial del gobierno de la República Popular China.

China se puso exigente en la 'guerra fría' con USA.

Las tecnologías de interfaz de inteligencia artificial, como el reconocimiento de voz y texto, y las que analizan datos para hacer recomendaciones de contenido personalizadas, se agregaron a una lista revisada de productos de control de exportaciones publicada en el sitio web del Ministerio de Comercio de China. 

Ahora se requerirán permisos gubernamentales para las transferencias al extranjero a fin de "salvaguardar la seguridad económica nacional". Así, China inicia una protección de sus tecnologías, imitando lo que hace Donald Trump con las de USA.

Las nuevas restricciones cubren las tecnologías que ByteDance usa en TikTok y requerirán que la compañía busque la aprobación del gobierno para cualquier acuerdo, según se informó a Bloomberg. La nueva regla tiene como objetivo retrasar la venta y no es una prohibición absoluta, agregó el informante.

La administración del presidente Donald Trump ha dicho que ByteDance debe vender las operaciones estadounidenses de su popular aplicación para compartir videos debido a supuestos riesgos de seguridad nacional. 

Microsoft Corp. y Oracle Corp. han presentado ofertas rivales a ByteDance para adquirir el negocio estadounidense de TikTok, mientras que se dice -no es oficial aún- que Centricus Asset Management Ltd. y Triller Inc. hicieron un 3er. lanzamiento para comprar las operaciones de TikTok en varios países por US$20.000 millones.

El Ministerio de Relaciones Exteriores y Comercio de China no respondió de inmediato a las solicitudes de comentarios. ByteDance dijo en un comunicado que la compañía estaba al tanto de las nuevas restricciones y que "cumpliría estrictamente" con las regulaciones chinas sobre exportaciones de tecnología.

ByteDance debería estudiar la nueva lista de exportación y considerar "seria y cautelosamente" si debería detener las negociaciones, dijo Cui Fan, experto en comercio y profesor de la Universidad de Economía y Negocios Internacionales de Beijing, a la agencia oficial de noticias Xinhua.

Es probable que la aprobación adicional en Beijing se retrase y pueda socavar cualquier transacción. Debido a que la revisión del gobierno chino llevará tiempo, el acuerdo de TikTok puede retrasarse hasta después de las elecciones estadounidenses en noviembre, dijo la persona familiarizada.

Las reglas revisadas cubrirían las transferencias transfronterizas de tecnologías restringidas incluso dentro de la misma empresa, mientras que el impacto y las consecuencias de no realizar las aplicaciones adecuadas serían muy diferentes si se escindiera una empresa internacional, dijo Cui por separado en una entrevista con Bloomberg.

Las tecnologías relacionadas con los drones y con algunos métodos y procedimientos de ingeniería genética también se agregaron a la lista revisada de control de exportaciones, mientras que se eliminaron otras en áreas como equipos médicos. Las revisiones están destinadas a promover el avance tecnológico de China y la cooperación internacional, y "salvaguardar la seguridad económica nacional", dijo un representante del Ministerio de Comercio en una declaración separada el viernes.

Las exportaciones de tecnología abarcan varias transferencias fuera de China, incluso a través del comercio, la inversión y las patentes, según el comunicado. Cualquier exportación de tecnología restringida requerirá cartas de intención de permiso de exportación de las autoridades chinas antes de que se puedan llevar a cabo las negociaciones, mientras que se requieren permisos finales antes de que ocurra cualquier transferencia.