icon

Liberarán 750 millones de mosquitos transgénicos para combatir el dengue

En Florida, Estados Unidos, hubo 46 casos de la enfermedad en lo que va del año. La idea es probar el método para aplicarlo a otros países pero activistas se oponen con una petición contra los "mosquitos mutantes".

La medida contra el dengue desató una polémica. Los opositores argumentan que no se ha investigado si los mosquitos mutantes o híbridos pueden dar lugar a otras enfermedades.

En paralelo a un escenario agitado por el virus que causa la COVID-19, el dengue afecta a millones de habitantes de climas tropicales y subtropicales, sobre todo en las zonas urbanas y semiurbanas.

La infección es provocada por el mosquito Aedes aegypti que tramite también chikungunya, zika y fibre amarilla. 

En Florida, Estados Unidos, ya hubo 46 casos de dengue por lo que se aprobó un experimento para el 2021 que consiste en la liberación de 750 millones de mosquitos transgénicos. 

En síntesis, lo que busca la estrategia es reemplazar la población salvaje actual con una especie más numerosa modificada genéticamente. Los machos creados en laboratorios poseerán un gen que transmitirán a las larvas hembras salvajes, ya que son las que pican. De esta forma no podrán desarrollarse y morirán, reduciendo en efecto los ejemplares que trasmiten enfermedades. 

La empresa británica a cargo, Oxitec, y la Agencia de Protección Ambiental de EEUU afirman que luego de cumplir su objetivo el gen desaparecerá del ecosistema con el paso del tiempo. 

No es la primera vez que se realizan experimentos de esta clase, ya que Oxitec liberó mosquitos transgénicos en Brasil años atrás y continúa con proyectos activos en el país. 

Sin embargo, sí es la primera vez que la población modificada genéticamente es tan grande. Por eso, miles de civiles se manifestaron en contra argumentando que esta especie creada puede dar lugar a otras híbridas y se desconoce si serán resistentes a insecticidas o si serán vectores de otras infecciones. 

Lo cierto es que el proyecto está aprobado y a la expectativa de los resultados. En Argentina el dengue disminuyó en el invierno pero se prevé un rebrote con el calor ya que el verano pasado se registraron casi 59 mil casos.