icon

Otra vez las FAANG: Nuevo récord para el S&P 500

El S&P 500 se mantuvo cerca de niveles récord nuevamente hoy 18/8, estableciendo un nuevo máximo intradiario histórico mientras las acciones continuaron su notable repunte de sus fuertes caídas a principios de año.

El índice amplio del mercado de valores subió hasta 3394,99 en las operaciones matutinas, eclipsando su máximo intradiario anterior de 3393,52 establecido en febrero antes de que la pandemia de coronavirus enviara ondas de choque a la economía y los mercados financieros. Recientemente, el índice bajó menos del 0,1% a 3381,58.

Los inversores esperan nuevos desarrollos sobre el paquete de estímulo y las relaciones comerciales entre Estados Unidos y China.

El Promedio Industrial Dow Jones cayó un 0,3%, mientras que el Nasdaq Composite subió un 0,3%.

El índice S&P ha subido durante tres semanas consecutivas y terminó el lunes justo por debajo de su récord de cierre de febrero, poco antes de que la pandemia devastara los mercados financieros.

Los volúmenes de negociación han caído drásticamente en las últimas sesiones, con un volumen en las acciones que cotizan en la Bolsa de Nueva York por un total de solo 3.520 millones de acciones el lunes, alrededor de un tercio menos que el nivel promedio en lo que va del año, según Dow Jones Market Data.

Este es un agosto típico, donde las cosas van muy, muy lentas”, dijo Seema Shah, estratega jefe de Principal Global Investors.

La construcción de viviendas para julio subió un 22,6% en julio, superando las previsiones, según cifras publicadas por el Departamento de Comercio. Los economistas habían estimado que la medida de la construcción de viviendas nuevas aumentó un 3,7% en julio con respecto al mes anterior, después de un repunte de la construcción de viviendas en junio, cuando los inicios aumentaron un 17,3% con respecto al mes anterior.

Las acciones de Advance Auto Parts subieron un 1,2% después de reportar resultados mejores de lo esperado. La compañía dijo que se benefició del gasto impulsado por las prestaciones por desempleo y los controles de estímulo de Covid-19.