icon

Los demócratas inician su Convención con 4 republicanos adherentes

4 líderes republicanos prominentes se unirán al senador demócrata Bernie Sanders en el escenario virtual durante la 1ra. noche de la Convención Nacional Demócrata, que intenta mostrar una amplia coalición de apoyo a Joe Biden. 

El republicano John Kasich ya anunció que votará por Joe Biden.


** John Kasich, el precandidato presidencial republicano de 2016 y ex gobernador de Ohio, será uno de los oradores principales de la programación del Partido Demócrata. 

** Christine Todd Whitman, ex gobernadora republicana de Nueva Jersey, también será de la partida.

** Meg Whitman, ex directora ejecutiva de Hewlett-Packard y precandidata republicana a gobernadora de California, es otra adquisición para la Convención.

** Susan Molinari, ex congresista republicana de Nueva York, quien pronunció el discurso de apertura en la convención republicana de 1996, es la otra novedad.

Kasich, Todd Whitman, Meg Whitman y Molinari, 4 republicanos para abrir la Convención Demócrata.

Tanto Christine Todd Whitman como Meg Whitman apoyaron a Hillary Clinton para la Casa Blanca en 2016.

También participa de la jornada inicial la ex primera dama Michelle Obama.

Y el senador Bernie Sanders, el ex precandidato demócrata, autodenominado 'socialista democrático' cuya agenda política de izquierda es reivindicada por el ala joven progresista del partido.

No es fácil ganar el centro

Los estrategas demócratas le conceden frenética prioridad a recuperar a los votantes moderados e independientes que pueden haberse inclinado por Donald Trump en las anteriores elecciones, pero se amargaron con él durante los recientes 4 años.

** Proyecto Lincoln
** Votantes Republicanos contra Trump,

2 grupos anti-Trump liderados por republicanos han intentado unir a los centristas contra el Presidente, argumentando que una presidencia de Biden marcaría un regreso a la normalidad. 

Pero los partidarios de Trump afirman que muchos de sus críticos republicanos más ruidosos representan a un grupo de élite que no tiene sintonía con la conducción del partido desde hace tiempo.

Además, hay gente en el ala de izquierda demócrata que cuestiona la convocatoria a los republicanos, especialmente si son blancos.

Pero Votantes Republicanos contra Trump estrenó un anuncio con una evaluación mordaz del tiempo de Trump en el cargo. El anuncio presenta a Miles Taylor, un exfuncionario de la Administración Trump que trabajó en el Departamento de Seguridad Nacional, incluso como jefe de personal, entre 2017 y 2019.

“Salí completamente convencido, basado en la experiencia de primera mano, de que el Presidente estaba mal capacitado, no estaría preparado para hacer su trabajo de manera efectiva y, lo que es peor, estaba dañando activamente nuestra seguridad”, dice Taylor en el video.

Luego Taylor respalda a Biden, diciendo que aunque no estaba de acuerdo con el candidato demócrata en algunos temas, estaba "seguro de que Joe Biden protegerá al país, y estoy seguro de que no cometerá los mismos errores 'que este Presidente'”.

Aborto

A la vez, los demócratas intentan darle más ánimo a los votantes jóvenes y progresistas que respaldaron a Sanders y Elizabeth Warren durante la campaña primaria.

Pero algunos cuestionaron, por ejemplo, la invitación a Kasich, quien en Ohio, cerró más de la mitad de las clínicas de aborto.

Kasich también fue criticado de Alexandria Ocasio-Cortez, la joven congresista progresista y afroamericano de Nueva York, una estrella demócrata en ascenso, que hablará en la Convención demócrata.

El Sr. Kasich sugirió a BuzzFeed News que Ocasio-Cortez recibió "publicidad descomunal", pero eso no significaba que "representaba al Partido Demócrata".

En 2016, Trump ganó en el Ohio de Kasich pero en 2020 levemente está arriba Biden.

"Hay un montón de gente por ahí, votantes silenciosos de Biden, republicanos que quieren votar por Biden o que votarán por Biden, y es importante hacerles saber que no están solos", dijo Cedric Richmond, el demócrata congresista y copresidente de campaña de Biden.

El correo

En tanto, los demócratas mantienen su ofensiva para conceder financiación al correo estatal, UPS, y realizar el sufragio por correspondencia en la pandemia.

La presidenta de la Cámara Baja, la demócrata californiana Nancy Pelosi, diseñó un plan para proporcionar miles de millones de dólares en fondos al Servicio Postal, incluso mientras los republicanos de alto rango condenan la medida como partidista e innecesaria.

El director general de correos Louis DeJoy aceptó la solicitud de los demócratas de la Cámara de Representantes de que testifique la próxima semana sobre sus controvertidos cambios en el Servicio Postal que han levantado polémica en todo el país.

Los demócratas adelantaron una solicitud para que DeJoy testifique al lunes 24/08, calificándola de asunto "urgente". 

Pero, antes, intentarán hacer aprobar una legislación para aportar US$ 25.000 millones al servicio postal y bloquear los cambios organizacionales de los republicanos que, según los demócratas, tienen motivaciones políticas y amenazan con poner en peligro las elecciones presidenciales al inhibir la votación por correo.

Los demócratas están montando una defensa agresiva del Servicio Postal en medio de los crecientes ataques del presidente Donald Trump y sus principales aliados, quienes han rechazado la votación por correo incluso cuando la pandemia no muestra signos de disminuir. 

Trump ha cuestionado repetidamente la validez de la votación por correo, alegando sin ninguna evidencia que así se garantizaría un fraude.

Sin embargo, no está claro si algún republicano apoyará el proyecto.

El orador más importante de los republicanos en la Cámara de Representantes, Steve Scalise (republicano por Los Ángeles), calificó el plan de Pelosi como un "robo de dinero". 

El líder de la mayoría en el Senado, Mitch McConnell, dijo que no hay urgencia para abordar el tema.

El jefe de gabinete de la Casa Blanca, Mark Meadows, calificó los esfuerzos de los demócratas de "partidistas".

"No solo es poco realista, es innecesario", dijo Meadows a los periodistas a bordo del Air Force One el lunes 17/08.