icon

Veganos y ambientalistas en contra de la inversión china para producción porcina

Desde que se difundió la posibilidad del acuerdo, numerosas figuras, organizaciones y activistas expusieron los efectos perjudiciales para la salud y el ambiente.

A principios del mes pasado se difundió la "asociación estratégica" entre Argentina y China para producir carne porcina y exportarla al país asiático. 

Se habló de oportunidad de negocios, de la capacidad productiva argentina, de inversiones y de los beneficios económicos que representará. 

China tiene el mayor stock porcino del mundo y sus habitantes consumen cerca de 54 millones de toneladas. Por eso, Argentina comenzó a venderle el 60% de la carne exportada el año pasado.  

La propuesta en cuestión implicaría multiplicar la industria de cerdos 14 veces del total del 2019.

Sin embargo desde el primer anuncio cientos de usuarios de redes, veganos, ambientalistas, periodistas y organizaciones se manifestaron fuertemente en contra. 

"El agronegocio es destrucción y muerte. Nos pone en peligro con prácticas productivas brutales y usando los bienes comunes como si fueran suyos. Y lo puede hacer porque se alimenta de nuestro desconocimiento y apatía" denunció Soledad Barruti

La socióloga Maristella Svampa argumentó que el acuerdo es altamente perjudicial por el alto consumo de agua, la contaminación de agua y suelos, los olores nauseabundos, afectación de la calidad de vida, impacto sobre la salud de los trabajadores y de la población aledaña, riesgos de virus zoonóticos y la exacerbación de la crueldad animal.

Al día de hoy periodistas, ambientalistas, investigadores del CONICET, docentes de la UBA, nutricionistas, abogados, ONG, médicos y otros profesionales han firmado una denuncia contra el acuerdo. Mientras se espera que el gobierno abra la posibilidad de debate.