icon

En plan electoral, Trump presiona más y más a TikTok pero no puede con el 5G

Donald Trump, buscando más votos de su 'núcleo duro', anunció que los grupos estadounidenses 45 días de plazo para cualquier negociación con TikTok y WeChat. Las acciones de Tencent cayeron hasta 10% después de que Trump intensifique la campaña contra las aplicaciones chinas. La medida se conoció cuando Microsoft negocia comprar TikTok antes de la fecha límite del 15 de septiembre.

Donald Trump contra TikTok: Aumenta la presión.

En base a la recomendación de que le ha dado un buen comportamiento en las encuestas entre republicanos, Donald Trump ha dado a las empresas estadounidenses 45 días para concretar sus negociaciones con ByteDance, el propietario chino de TikTok, y WeChat, la plataforma de mensajería propiedad de Tencent, intensificando una campaña contra lo que describió como una amenaza a la seguridad nacional.

Trump emitió 2 órdenes ejecutivas decretando que las empresas estadounidenses ya no podrían negociar con los grupos chinos después de los 45 días.

Trump invocó la Ley de Poderes Económicos Internacionales de Emergencia de 1977 para justificar las prohibiciones.

La medida se conoció cuando Microsoft negocia la compra de TikTok, una popular aplicación de videos cortos, antes de la fecha límite del 15/09, establecida por Trump. 

Un funcionario estadounidense dijo que la ventana de 45 días "le daría tiempo a Microsoft y otros compradores interesados ​​para llegar a un acuerdo con los propietarios de TikTok que aborde adecuadamente las preocupaciones de seguridad nacional que plantea la aplicación".

Microsoft negocia con ByteDance comprar TikTok en USA, Canadá, Australia y Nueva Zelanda. La orden ejecutiva significa dar una fecha tope a una separación difícil de partes del negocio en el extranjero de TikTok.

Entonces, Microsoft considera directamente adquirir el negocio global de TikTok. Aparentemente, esto es lo que sugirió Trump.

Trump ha decidido escalar aún más sus conflictos con Xi Jinping.

Más temprano el jueves 06/08, la Administración Trump emitió recomendaciones para eliminar a las empresas chinas que cotizan en las bolsas de valores estadounidenses, a menos que brinden a los reguladores estadounidenses acceso a sus cuentas auditadas.

Las acciones de Tencent que cotizan en Hong Kong, el propietario chino de WeChat, se desplomaron hasta 10,1% tras la orden ejecutiva de Trump. 

Alibaba, otra empresa china de internet, cayó 6,4%. El índice CSI 300 de China cayó 1,7% y el índice Hang Seng de Hong Kong cayó 2,6% por la noticia. 

"Es un plan más amplio para romper la conectividad entre USA y China", dijo Jim Lewis, un experto en seguridad cibernética del Centro de Estudios Estratégicos e Internacionales en Washington DC.

En lo que hace a Tencent, la medida no tiene impacto en su negocio de videojuegos sino en la mensajería WeChat, pero sólo tiene 3 millones de usuarios en USA (casi todos chinos).

Trump insiste en que las aplicaciones capturaron grandes cantidades de datos sobre los usuarios, creando un riesgo nacional. Y que WeChat le permite a China monitorear a sus ciudadanos cuando visitaba USA y "construir expedientes de información personal para el chantaje y realizar espionaje corporativo".

La Casa Blanca intenta repetir, en el rubro de aplicaciones móviles, su esfuerzo exitoso para convencer a los aliados estadounidenses de bloquear a Huawei, el proveedor chino de equipos de telecomunicaciones, de sus redes 5G.

Trump aumenta la presión sobre China mientras hace campaña para su reelección en noviembre.

La batalla del 5G

De acuerdo al diario Financial Times, China elabora una estrategia a medio plazo denominada "Normas de China 2035", que complementa el plan de modernización industrial "Hecho en China 2025", que impulsó tanto el desarrollo del 5G y la inteligencia artificial. 

China presentó, ante  la Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT) en 2019, 830 documentos técnicos relacionados con las especificaciones de comunicaciones por cable, superando a la suma de Corea del Sur, USA y Japón. Dichos documentos sirven como base para la deliberación sobre nuevos estándares.

Según el FT, más documentos significan más voz. También que la modorra gana a quienes luego se quejan.

El líder chino de la UIT, el secretario general Zhao Houlin, participó en el desarrollo de estándares de telecomunicaciones para el gobierno chino y se ha comprometido a intensificar la cooperación con la iniciativa de infraestructura de la Franja y la Carretera de Beijing.

China estuvo detrás de 16 de las 65 propuestas para nuevos comités técnicos en la Organización Internacional de Normalización y la Comisión Electrotécnica Internacional desde 2014 (IEC), que redactan especificaciones para campos específicos, y el líder generalmente proviene del país que hizo la propuesta.

China ahora también lidera el IEC en su conjunto, ya que Shu Yinbiao es el presidente desde enero.

En teoría, sería el motivo por el que Trump desacopla las empresas tecnológicas chinas de las empresas estadounidenses. Sin embargo, sus movimientos no pueden eliminar por completo la influencia de China en 5G, básicamente porque la tecnología china es mejor que la estadounidense.

Huawei es el principal archivador de patentes esenciales estándar para 5G, según el Instituto Creativo Cibernético con sede en Tokio. Lidera las contribuciones relacionadas con 5G a 3GPP, una organización internacional que desarrolla estándares de telecomunicaciones.

Huawei ha superando, y por mucho, a los rivales europeos y la estadounidense Qualcomm.

Huawei, también pionera en 4G, demandó a Verizon Communications en febrero, acusando al operador inalámbrico estadounidense de infringir sus patentes.

"Incluso si bloquean a Huawei de las redes 5G, las empresas estadounidenses y europeas tendrán que pagar regalías por el uso de patentes que ya son estándares de la industria y son chinas", dijo un abogado experto en temas de propiedad intelectual, según el FT.

El Departamento del Tesoro de USA dio el paso inusual en junio de permitir a las compañías estadounidenses intercambiar información técnica con Huawei, en el contexto del desarrollo de especificaciones 5G, por temor a que USA quede afuera del recambio tecnológico.

Si China aprovecha con éxito la iniciativa en el desarrollo de normas, las empresas chinas obtendrían una ventaja en el desarrollo de chips y software para teléfonos compatibles con 5G, lo que podría fortalecer la competitividad de China en áreas más importantes que el ensamble de equipos. 

"Primero, China convertirá sus propios estándares internos en estándares internacionales, luego exportará sistemas chinos completos que cumplan" esas especificaciones, dijo Akira Amari, jefe del panel de impuestos del gobernante Partido Liberal Democrático de Japón.

Ya se sabe que Japón y China tienen una historia de desconfianza y enemistad.

Japón está evaluando los estándares propuestos para ciudades inteligentes que China ha presentado a la ISO. La cuestión de 'ciudades inteligentes' es muy amplia, incluidas la vivienda y los automóviles. Por ejemplo, Japón recela que China acceda a los datos recopilados a través de tecnologías como el reconocimiento facial.

En definitiva: es una disputa por el poder que otorga la tecnología. Subestimaron a China y ahora tienen un problema que no saben/no pueden resolver.