icon

4 claves del plan de seguridad de China para Hong Kong

En la agenda de la ANP figura la presentación de una ley para Hong Kong que busca castigar "la sedición, la secesión, el terrorismo, la subversión, la injerencia extranjera o cualquier acto que ponga en peligro la seguridad nacional". Los defensores de la ley dicen que es necesaria para hacer frente a la violencia en protestas políticas como las que surgieron el año pasado en Hong Kong. Los detractores temen que sea utilizada para eliminar libertades básicas.

1. ¿Por qué causa tanto furor la medida?
Hong Kong funciona bajo el marco de 'un país, dos sistemas' y goza de un "alto grado de autonomía" desde que Reino Unido le devolvió la soberanía de la ciudad a China en 1997. Pero activistas y el movimiento prodemocracia piensan que esto está siendo socavado por Pekín.

Esta es la razón por la que un nuevo intento de aprobar legislación de seguridad nacional, calificado por un legislador como "el asunto más controvertido en Hong Kong desde el traspaso de poder", ha causado tanta indignación.

2. ¿Qué han dicho los detractores de la medida?
Una serie de figuras prodemocracia en Hong Kong, incluido el líder del Partido Democrático, Wu Chi-wai, dijo que el anuncio supone la muerte de la política de 'un país, dos sistemas'.

3. ¿Cuál es la posición de China?
Fuentes de la Asamblea Nacional Popular de China han dicho que Pekín no puede esperar más a que Hong Kong apruebe su propia legislación y que no puede seguir viendo cómo crece lo que percibe como un violento movimiento antigubernamental.

4. ¿Cuál es la situación legal de Hong Kong?
Hong Kong fue colonia británica durante más de 150 años, hasta 1997.

Los gobiernos de Reino Unido y China firmaron un tratado -la Declaración Conjunta Xino-británica- por el que se acordó que Hong Kong tendría un "alto grado de autonomía, excepto en asuntos internacionales y de defensa" durante 50 años. Esto fue consagrado en la Ley Básica, que expira en 2047.

Como resultado, el propio sistema legal de Hong Kong, sus fronteras y derechos, incluidas las libertades de reunión y expresión, están protegidos. Pero Pekín tiene la capacidad de vetar cualquier cambio del sistema político y, por ejemplo, ha descartado la elección directa del jefe ejecutivo.

Hong Kong fue escenario de amplias protestas políticas en 2019, que se hicieron mucho más pequeñas con el estallido de la epidemia de coronavirus. Sin embargo, el pasado lunes se dieron escenas caóticas en la cámara legislativa cuando un grupo de parlamentarios prodemocracia fueron arrastrados fuera en una pelea por una ley que ilegalizaría la falta de respeto al himno nacional.

Un grupo de 15 destacados activistas prodemocracia comparecieron ante un tribunal también el lunes acusados de organizar y participar en asambleas ilegales relacionadas con las protestas del año pasado.