icon

El plan comercial del Reino Unido después del Brexit reduce aranceles pero destaca riesgos de la UE

El Reino Unido anunció su régimen de aranceles posterior al Brexit, recortando los aranceles de importación de muchos productos y protegiendo industrias como la automotriz y la agricultura, a medida que el país centra su atención en el comercio global más allá de Europa.

Artículos como lavavajillas, congeladores y árboles de Navidad podrán ingresar al Reino Unido sin aranceles a partir del 1 de enero de 2021, dijo el Departamento de Comercio Internacional en un comunicado hoy 19/5. Según el plan, también se eliminarán los aranceles por un valor de 30 mil millones de libras (36,6 mil millones de dólares) en las importaciones de la cadena de suministro, incluidos los tubos de aleación de cobre y los tornillos y pernos, dijo el departamento.

El llamado régimen arancelario global de Gran Bretaña es una parte clave de su política económica, ya que abandona la Unión Europea y busca reubicar su economía para el comercio en todo el mundo. Las nuevas reglas reemplazarán el arancel externo común del bloque, que establece aranceles sobre el comercio fuera de la UE que no están cubiertos por acuerdos separados con otros países.

Pero el plan también destaca la escala del riesgo para el Reino Unido si el gobierno de Boris Johnson no finaliza un acuerdo comercial con la UE antes de la fecha límite de fin de año. En ese momento, el Reino Unido caerá de la unión aduanera y del mercado único de Europa, y bajo las medidas establecidas el martes, se impondrán nuevos aranceles a miles de importaciones de la UE por primera vez.