icon

Las grandes compañías suelen contratar hackers para que revelen todas las susceptibilidades que pueden llegar a tener sus sistemas web. Katie Paxton-Fear, una hacker “ética”, realizó recientemente uno de estos trabajos y reveló a qué cosas debería prestarle atención un usuario para evitar ser hackeado.


Tips (por una hacker) para no ser hackeado

icon

Terrible que los hackers ataquen estructuras hospitalarias especulando que con la pandemia, es más fácil obtener un rescate monetario de parte del Gobierno o de quien administre el nosocomio. Sin embargo es lo que está sucediendo en Francia. En tanto, crece el rechazo a las nuevas medidas de confinamiento que dispuso el Gobierno galo.

Frente del hospital de Dax (Landas): Una situación muy compleja provocaron los hackers.

icon

Cuidado que pueden pagar justos por pecadores, y no es muy difícil que suceda. Hay demasiado software dando vuelta y mucha imaginación en alguna gente.

Un sitio web, llamado Faces of the Riot, expuso una cuadrícula de más de 6.000 imágenes de rostros, cada una etiquetada con una serie de personajes asociados con el video de Parler en el que apareció cada uno.

icon

El nuevo troyano informa al hacker cuándo el damnificado ha abierto una aplicación bancaria. Si detecta que la hemos abierto, abre automáticamente una vista web con un formulario de phishing, para hacerse con nuestras credenciales de inicio. 

El archivo era capaz de instalar un servicio de accesibilidad en el teléfono para controlar toda la actividad del mismo, con el fin de detectar la apertura de aplicaciones bancarias.

icon

En este último mes se pudo descubrir un tipo de ciberataque el cual se basa en el robo de cuentas de WhatsApp, advierten desde Check Point, una compañía de ciberseguridad. No es una modalidad nueva de robo pero si se pudo notar una recurrencia en este tipo de chantajeadas.

Te dejamos lo que debes saber sobre el nuevo ciberataque vía WhatsApp que puede robar tu cuenta de esta app, infectarte el teléfono e incluso robar datos bancarios del usuario.

icon

Cozy Bear (también conocido por APT29, Office Monkeys, CozyCar, The Dukes, y CozyDuke), es un grupo de hackers rusos que se cree asociado con la inteligencia rusa, en especial con el Servicio de Inteligencia Exterior (SVR) y/o con el Servicio Federal de Seguridad (FSB), de acuerdo a FireEye. Wikipedia afirma que APT29 suele usar técnicas de phishing dirigido a la víctima, con un enlace en el correo. Sus ámbitos preferidos de ataque son además del ámbito militar, sectores como el farmacéutico, el financiero, el tecnológico, las ONG e incluso en organizaciones delincuenciales.

"Es la primera vez que vimos a los rusos volverse mucho más agresivos, y en lugar de simplemente desvanecerse como fantasmas cuando fueron detectados, en realidad forzaron el acceso a las redes", dijo Michael Daniel, quien era el coordinador de ciberseguridad de la Casa Blanca, y a luchado contra diferentes organismos de inteligencia rusos.

icon

La empresa cibernética estadounidense FireEye dice que fue perforada por piratas informáticos y el ataque comprometió sus herramientas de software utilizadas para probar las defensas de sus miles de clientes. El ataque apuntó a buscar información sobre clientes gubernamentales.

Kevin Mandia, director ejecutivo de FireEye, cuando fue portada de Fortune: "el CEO que atrapó a los hackers chinos in fraganti". Ahora, llegó la contracara. Debido a que sus clientes les confían un nivel de acceso a la red, las empresas de ciberseguridad son un objetivo atractivo para los piratas informáticos que, a su vez, pueden aprovechar su acceso para entrar en sistemas que pertenecen a los clientes.

icon

Días complicados para el mundo digital. Siempre hay mala gente en el camino. Por ejemplo, el senador estadounidense Marco Rubio, que aparece con preguntas para la plataforma Zoom tan grotescas como las que algunos republicanos le hicieron a Jack Dorsey, de Twitter. Son insoportables en su manipulación de la información.

Zoom Video Communications Inc. está analizando su manejo de eventos públicos políticamente sensibles después de críticas recientes, explicó Aaron Tilley en The Wall Street Journal.

icon

Robinhood Markets, Inc. es una empresa estadounidense de servicios financieros con sede en Menlo Park, California (USA), que gestiona activos por US$ 20.000 millones. Curioso el nombre elegido que, de alguna manera, explica la audacia de los hackers que atacaron su desktop. Casi 2.000 cuentas de Robinhood Markets se vieron comprometidas en una ola de piratería reciente que desvió los fondos de los clientes, una señal de que los ataques estaban más extendidos de lo que se sabía anteriormente.

Imprescindible estar preparado para un ataque hacker, en especial cuando se tienen cuentas de terceros.

icon

McDonald's Corp. quiere recuperar la indemnización por despido que le pagó rechazó a su ex CEO, Steve Easterbrook, y acaba de desestimar el pedido de Easterbrook de rechazar una demanda. El asunto es muy interesante y todavía no cuenta con definición judicial.

Steve Easterbrook (abajo a la derecha). Ella se llama Denise Paleothodoros, y él aclaró que era consensuado.

icon

Luego del The Wall Street Journal días atrás, ahora es la revista Wired la que advierte acerca del temor a que hackers ataquen la red de generación / transporte / distribución de energía eléctrica estadounidense. Es evidente que el tema está en debate. Un antecedente remoto se remonta a 2016, cuando la botnet Mirai -un ejército de zombies digitales- causó estragos en la infraestructura de Internet. Ahora, los investigadores del Instituto de Tecnología de Georgia están pensando que las botnets podrían interrumpir los mercados de electricidad.

Un dibujo que satiriza lo que serían los zombies digitales en la era de la adicción al teléfono celular.

icon

El pasado 15/07 se reportaron hackeos en las cuentas de Twitter de al menos 4 de las personas más influeyentes a nivel social en Estados Unidos y por qué no en el mundo: Donald Trump, Joe Biden, Barack Obama, Bill Gates Kanye West. Ahora, dos semanas después hay un culpable y parecen ser adolescentes de entre 17 y 20 años. 

Kanye West, Bill Gates, Barack Obama, Joe Biden, Elon Musk y Jeff Bezos.

icon

La agencia de inteligencia militar de Rusia, GRU, ha realizado grandes actos de piratería: gusanos destructores, apagones, etc. En USA provoca mucha preocupación que los hackers del GRU parecen interesarse en las redes de energía estadounidenses, según algunas intrusiones no reportadas anteriormente que atacaron a organizaciones que van desde agencias gubernamentales hasta de infraestructura crítica.

Directorio Principal del Alto Estado Mayor de las Fuerzas Armadas de la Federación Rusa, inteligencia militar de cuyas siglas deriva la denominación corriente GRU.

icon

Twitter Inc. informó un segundo trimestre consecutivo de crecimiento récord de usuarios a medida que las personas se unieron al servicio de noticias y entretenimiento durante el brote mundial de coronavirus, pero su negocio de publicidad se vio afectado en medio de una retracción de marketing global a medida que las empresas retrocedieron en el gasto.

130 cuentas de Twitter fueron hackeadas.

icon

Conmoción por el hackeo a cuentas verificadas de alto perfil para conseguir que las personas se desprendieran de bitcoins, y la pregunta es si sólo es una ciberestafa.

El botin parece haber dejado una trazabilidad, una desprolijidad delictiva llamativa, más allá de que los ciberdelincuentes intentan demoler la credibilidad de los Trend Topic de Twitter, funcionales a Donald Trump.

De paso, en otro capítulo de su guerra tecnológica, que ha incluído la denuncia del uso de bioarmamento, Reino Unido acusa a Rusia y Moscú desmiente a Londres. En concreto, alguien intentó robar el banco de datos de los investigadores de la Universidad de Oxford que desarrolla una vacuna contra el nuevo coronavirus.

La promesa era que la tecnología digital llevaría hacia una sociedad más segura pero resulta que no hay base de datos inviolable, aparentemente.