icon

Se autorizó en Europa para personas en situación terminal en espera de un trasplante de corazón. Entre los voluntarios de los ensayos clínicos, solo un paciente sobrevivió más de dos años. 

El corazón inteligente de la empresa Carmat se podrá utilizar como un implante temporal en casos terminales.

icon

La enfermedad está ligada al sobrepeso y la obesidad. A su vez, los varones con estas condiciones tienen bajas concentraciones de la principal hormona sexual masculina. Investigadores australianos evaluaron un tratamiento bajo este enfoque.

Los hombres con sobrepeso u obesidad suelen tener concentraciones bajas de testosterona, por lo que se asocian con un mayor riesgo de diabetes tipo 2.

icon

El principal hallazgo es de un nuevo mecanismo esencial para el desarrollo de arterias a partir de capilares sanguíneos. Los resultados del estudio español se publicaron en Nature. 

Los científicos dieron un gran paso en la comprensión de la biología de los vasos sanguíneos. Sus resultados permitirán diseñar mejores tratamientos para inducir la formación de vasos sanguíneos nuevos (vascularización) y lograr una mejor circulación sanguínea (perfusión) hacia tejidos lesionados por infarto u otros problemas.

icon

Una investigación de la Universidad de Miami demostró que las áreas con mejor calidad de aire son las que tienen mayor proporción de naturaleza. A su vez, el verdor también está asociado a menor mortalidad por enfermedades del corazón.

De acuerdo a las estadísticas del Ministerio de Ambiente y Espacio Público de la Ciudad de Buenos Aires, hay 6,1 metros cuadrados de espacio verde por habitante.

icon

La Sociedad Argentina de Cardiología y Federación Argentina de Cardiología redactaron una serie de sugerencias para evaluar la salud cardiovascular al retomar actividades deportivas luego de la infección. 

De acuerdo a la evidencia actual, las tasas de lesiones del músculo cardíaco y miocarditis en personas hospitalizadas por coronavirus son del 12.5% al 30%. Por este motivo, es primordial evaluar a los deportistas post infección y descartar la afectación cardíaca.

icon

Sumado a la medicación, sigue siendo importante que la persona haga cambios progresivos en su estilo de vida para regular su organismo. 

El hígado produce el colesterol necesario para el cuerpo y no se requiere consumir alimentos que lo proporcionen. Sin embargo, las comidas derivadas de animales, sobre todo las ricas en grasas, pueden otorgan colesterol excedente.

icon

En Argentina la pandemia agravó el panorama previamente desmejorado de la salud cardiovascular, que cada año se materializa en miles de muertes prematuras prevenibles. Por eso, numerosas sociedades médicas se unieron y lanzaron la Campaña de Concientización de Patologías Crónicas y Agudas en Pandemia. El doctor José Luis Navarro Estrada, presidente de la Sociedad Argentina de Cardiología, manifiesta su posición. 

Las consultas cardiológicas se redujeron hasta un 70% desde el inicio de la pandemia, provocando el aumento de muerte hospitalaria por consulta tardía y domiciliaria si la persona no llegó a concurrir al hospital.

icon

En el Día del Corazón se recuerda que el tabaquismo es una de las primeras causas relacionadas a enfermedades cardiovasculares y es responsable de un tercio de muertes por este tipo de enfermedades en el mundo.

A pesar del descenso sostenido del tabaquismo en Argentina de la última década, la OMS estima que más de 44 mil personas mueren cada año en nuestro país por enfermedades relacionadas al cigarrillo.

icon

Cada 29 de septiembre se celebra en el mundo el “Día del Corazón” como una jornada de concientización y educación. Te contamos cómo identificar las señales de alerta y cómo actuar si suceden. 

Por lo menos el 80% de las muertes prematuras por enfermedades cardiovasculares en el mundo podrían evitarse si se controlaran cuatro factores de riesgo: consumo de tabaco, mala alimentación, inactividad física y exceso de alcohol.

icon

Esta vez los miedos no son sólo hacia quienes tienen enfermedades del corazón previas, sino sobre todas las personas sin excepción. Las investigaciones están en marcha pero ya sugieren algunos resultados.

Según el Instituto Cardiovascular de Buenos Aires (ICBA) un 76% de los pacientes cardíacos no continuó con sus controles habituales durante el aislamiento (Foto: Shutterstock).