icon

Una parte del glaciar Nanda Devi, perteneciente a los Himalayas, se desprendió este domingo provocando un repentino aumento del caudal del río Dhauliganga. El agua arrasó con todo lo que encontró a su paso en este estrecho valle, incluida una presa, puentes y carreteras, según imágenes tomadas por lugareños aterrados. El mensaje: “El gobierno ya no debería ignorar las advertencias de los expertos y dejar de construir proyectos hidroeléctricos y extensas redes de carreteras en este frágil ecosistema”.

No lo van a creer pero aquí había una represa....