Jueves 13.5.2021

Iqbal Masih, el niño que murió luchando contra la esclavitud infantil

El 16 de abril es el Día mundial contra la esclavitud infantil. En esta fecha se conmemora a Iqbal Masih, un niño pakistaní de 12 años que murió luchando por la libertad. 
 

Por Redacción

  • sobre

Iqbal Mashi nació en Pakistán a fines de los ‘80 y, a los cuatro años, fue vendido por su familia a una empresa de alfombras. Sus padres se habían endeudado para poder pagar la boda del hijo mayor y a Iqbal le tocaba saldarla con su trabajo. 

 

A causa de la subida de la inflación, la deuda aumentaba cada día más. ¿Qué le tocaba hacer a él? Tejía alfombras durante 12 horas, encadenado al piso.

 

A los 10 años tuvo la oportunidad de escapar y llegó a la escuela del Frente de Liberación del Trabajo en Servidumbre (BLLF) en donde comenzó sus estudios. Allí conoció a las personas que lo inspiraron a convertirse en activista. Inició su carrera denunciando la explotación y llegó a dar charlas en Estados Unidos.

 

En 1995, con tan solo 12 años, fue asesinado por la mafia que se encontraba detrás de la industria de las alfombras, los  responsables de la esclavización de muchos niños pakistaníes. En su honor se inició el Día Mundial contra la esclavitud infantil.

 

Esclavitud en la actualidad

 

El 2021 fue declarado como el Año Internacional para la Erradicación del Trabajo Infantil por la Organización Internacional del Trabajo.

 

Según datos oficiales de la OIT “en los últimos 20 años, casi 100 millones de niños han dejado de realizar trabajo infantil, al haber disminuido la cantidad de casos registrados de 246 millones en 2000 a 152 millones en 2016”. 

Guy Ryder, director de la Organización Internacional del Trabajo.

Sin embargo, la pandemia por covid-19 generó un gran conflicto económico a nivel mundial y, en consecuencia, aumentó la explotación laboral de familias en contextos vulnerables. Por eso se insta a que todas las naciones pongan sus esfuerzos en evitar que empeore la situación laboral. 

 

“El trabajo infantil no tiene cabida en la sociedad. Priva a los niños de su futuro y mantiene a las familias en situación de pobreza”, expresó el director de la OIT y agregó: “El Año Internacional para la Erradicación del Trabajo Infantil brinda a los gobiernos la oportunidad de tomar medidas para alcanzar la Meta 8.7 de los Objetivos de Desarrollo Sostenible por medio de la adopción de medidas específicas encaminadas a erradicar definitivamente el trabajo infantil. Habida cuenta de que la COVID-19 podría revertir años de avances, hoy más que nunca debemos cumplir compromisos adquiridos".