Jueves 13.5.2021

Dairo Vargas, el artista que combatió la depresión con pinceles

Dairo Vargas vivió momentos muy oscuros en su adolescencia, pero el arte lo salvó. Su obra ha sido admirada por la realeza británica y ha estado expuesta en Miami, Dubái, Hong Kong, Londres, Nueva York. Conócelo.

Por Redacción

  • sobre

Por ahí dicen que el arte salva vidas, y el artista colombiano Dairo Vargas sabe muy de eso. Dairo, vivió 10 años de oscuridad, desesperanza y depresión. ¿Cómo logró salir de ese estado? pintando paisajes, retratos, expresándose con arte abstracto, a veces inspirado en cuándo iba a la iglesia de niño.

 

Actualmente, Dairo trabaja con niños y adultos, para tratar de mitigar con el arte los efectos emocionales de la pandemia del coronavirus. Y es uno de los pintores colombianos más prestigiosos, incluso ha recibido al príncipe William y su esposa,  la duquesa de Cambridge.

 

En entrevista con la Dra. Marisa Azaret, esto fue lo que dijo Dairo Vargas a CNN en español:

 

 

¿Cómo defines la depresión?

 

En algún momento yo pensé que era como caer al agua, en el océano y no sabes nadar.

 

Entonces, empiezas a mover las manos y los brazos para mantenerte en la superficie, pero al cabo de un tiempo te cansas. Y te dejas caer porque ya no hay más energía en ti.

 

Empiezas a entrar en esa profundidad oscura. Y cuando estás cayendo dices, yo tengo un poco más de energía y sigues moviéndote, y chapaleando los brazos. 

 

Pero es esa lucha constante que está siempre ahí.

 

Por eso es tan importante buscar ayuda profesional, para sacar esos sentimientos que se empiezan a volver tan grandes que no los podemos manejar.

 

Uno de mis grandes problemas es que, nunca busqué ayuda por el estigma, y en Latinoamérica el problema es que nosotros, especialmente los hombres, no podemos mostrar debilidad. No podemos llorar. No podemos contarle eso a las personas.

 

 

 

¿Crees que esos sentimientos abrieron más las puertas del arte para ti?

 

El arte siempre ha estado un mi vida, desde muy pequeñito y creo que fue uno de los dones del universo, que me dio el arte para expresar sentimiento que, en esa época, lo hacía más para pintar las cosas que yo veía.

 

Pero, ya cuando empecé con mi depresión, vi el arte como una herramienta para sacarla.

 

Lo que logré entender con todo este período es que, todos nosotros, pasamos por situaciones positivas o negativas para aprender algo. 

 

Si yo no hubiese pasado, estos más de 10 años de depresión solo, y tratando de salir de ahí, con el arte, en este momento no tendría toda la capacidad y el conocimiento para ayudar a otras personas y también sacarlas de este estado.

 

Su obra tiene influencias del renacimiento y del barroco y expresa diferentes estados de ánimo.

 

 

¿Qué tipo de trabajo realizas? ¿Cómo surgió todo este trabajo con niños?

 

'El Arte Escucha' ha dio a muchísimas partes, muchísimas comunidades. 

 

Estuve en Italia trabajando con niños con Síndrome de Down. En Nepal, con víctimas del tráfico.

 

En todos estos lugares, siempre hago una exhibición con ellos, y es muy bonito. Por primera vez, ellos salen de estos recintos y hacen comunidad con otras personas, para que vean que ellos son importantes, que pueden crear, que hacen también un trabajo y que su autoestima aumente.

 

Estamos desarrollando un proyecto de educación emocional, a través del arte, para crear consciencia en la salud emocional.

 

Todos podemos hacer algo, cada uno de nosotros, no tiene que ser algo gigantesco